Arréglalo tú mismo

Ahorra tiempo y dinero con la ayuda de Areeta

Me gusta mucho mi detergente Gabriel. El mejor sketch de Martes y Trece ¿Sabemos cómo utilizarlo?

gabrielEs uno de los mejores sketchs de los geniales Martes y Trece: Mujer con carrito en el super, vendedor pesado ofreciéndole un 3×1 del detergente que lleva, Gabriel, y la mujer emperrada en que solo quiere el que ha cogido ella “son muchos años con mi dertergente y no es lo mismo, y ya me está tocando…” La escena termina con los bolsazos de la mujer al vendedor harta de su insistencia.

En el supermercado encontramos una gran variedad de detergentes para nuestras lavadoras. Todos nos prometen la mejor blancura y algunos con sus “megasuperplusperlas” casi nos aseguran que no habrá mancha, por difícil que sea, que no puedan eliminar. La experiencia de los consumidores nos dice que no todo es blanco lo que reluce y que lo del frotar se va a acabar y demás eslóganes tienen muchos peros. Lo cierto es, que un buen detergente es un gran aliado para conseguir una mejor colada. La forma también de cómo lo utilicemos hará más efectivo nuestro lavado. En todo caso, partimos siempre que se debe utilizar los que están destinados a lavadoras automáticas, da igual en polvo que líquido. Para tejidos delicados y lana se recomienda los específicos que los fabricantes ofrecen.

Mejor en la cubeta que en el tambor
Se aconseja que el detergente y los demás aditivos (suavizante, lejía) se añadan antes de empezar el ciclo de lavado en la cubeta o cajón, no en el tambor, así el detergente entrará ya diluido en el tambor y se favorecerá su acción. El fabricante ha pensado que sea de esta forma por donde le llegue el jabón a su ropa, por lo que se debería respetar esa metodología. A pesar de esto, hay casa de detergentes que han sacado lo de la bolita para rellenar de detergente e introducir en el tambor con la idea de que cuanto más cerca esté el jabón de la ropa, mejor. Si aún desea esta segunda opción recuerde que no es aconsejable en los lavados con prelavado, ya que se iría casi todo el detergente.

Más vale que falte a que sobre
El dicho de que más vale que sobre a que falte es un craso error en este tema. Las dosis de detergente son indicadas por los fabricantes, no hay una dosificación única para todos los casos ya que depende de la carga de ropa y dureza del agua. Utilizar más detergente del necesario puede ir en detrimento de los resultados del lavado (donde el movimiento será más lento) y especialmente del aclarado que no serán buenos, debido a que el exceso de espuma que se producirá. Además, hay que tener en cuenta la contaminación innecesaria del medio ambiente. A veces, incluso, la lavadora no puede más y empieza a echar por la cubeta detergente, un signo claro de que estamos utilizando demasiado. Si ocurre esto, lo mejor que puede hacerse es desconectar la lavadora unos diez minutos y hacer un aclarado después. Otro truco es poner en el compartimento del detergente una cucharada sopera de suavizante mezclada con medio litro de agua y en las siguientes veces utilizar menor cantidad de detergente.

Como decía Josema Yuste en el famoso scketch “son muchos años con mi mismo detergente y me deja la ropa muy espontojosa”. Siempre utilizado de forma correcta nuestro detergente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Información

Esta entrada fue publicada en noviembre 7, 2013 por y etiquetada con , , , , .
A %d blogueros les gusta esto: